Y me fui al Pinar

No tenía idea de que luego de ir al Zoológico El Pinar, en El Paraíso, Caracas, iba a salir de allí decepcionada y engripada.

Me fuí con mis sobris a disfrutar de mi día libre y pues me conseguí muchos animales heridos, encerrados en jaulas miserablemente pequeñas para su tamaño, y "guías" que parecían casi que los chamos de juangriego. Animales hediondos y sin agua (Ojo: yo se que por naturaleza ellos tienen su olorcito, lo se porque trabajé en un zoológico, pero el de El Pinar era casi insoportable), y sobre todo con una cara de y tristeza que daban ganas de soltarlos.

Aquí les dejo las fotos.

Noticias del New York Times

Los directivos de una empresa de publicidad intentan averiguar por que nadie se percato de que uno de sus empleados estuvo muerto sentado en su mesa, durante 5 días sin que nadie se interesara por él, ni le preguntaran que le ocurría.

George Turklebaum, de 51 años de edad, que trabajaba como revisor en una empresa de Nueva York desde hacia 30 anos, sufrió un paro cardiaco en la oficina que compartía con otros 23 trabajadores. Un lunes por la mañana llego a trabajar, discretamente, pero nadie noto que no se marcho nunca hasta que el sábado por la mañana el personal de limpieza pregunto que hacia trabajando en fin de semana. Su jefe, Elliot Wachiaski, declaro: George siempre era el primero en llegar por la mañana y el ultimo en marcharse por la noche, por lo que a nadie le pareció extraño que estuviera continuamente en su sitio sin moverse y sin decir nada. Era bastante reservado y su trabajo le absorbía. Un examen post mortem revelo que llevaba muerto 5 días tras sufrir un infarto. Así que por favor, de vez en cuando dale una palmadita en la espalda a tu compañero y pregúntale aunque sea por su abuela. MORALEJA...

No llegues primero, no seas el pendejo que se va de ultimo y no te molestes trabajando demasiado, porque... A NADIE LE IMPORTA!!!

La Vida es Como una obra de teatro que no permite ni un pinche ensayo... Por eso, canta, ríe, baila, ama, haz travesuras de vez en cuando y vive intensamente cada momento de tu vida antes de que el telón caiga y la obra termine sin un pinche aplauso...... Trabaja para vivir; no vivas para trabajar.

Cuida tu vida .Vales mucho!!

Al menos piensa que la mayoría de las veces no te reconocen el esfuerzo...

Gracias a Gab por su colaboración para este Post :)

A veces y un chistecito

A veces...muchas veces...en la vida le pasan cosas a uno que no entiende de inmediato, ni con el tiempo e incluso nunca.

A veces...muchas veces...el trabajo honesto, disciplinado, puntual y bien hecho no es motivado sino por el contrario relegado.

A veces...muchas veces...le toca a uno tragar grueso y esperar a ver que nos trae de bueno el nuevo chaparrón que nos está cayendo.

Se ven cosas positivas o menos malas, pero no las que teníamos en mente, así que no me queda de otra que esperar que Dios escriba derecho sobre caminos torcidos y que el resultado...para variar...sea el mejor para mi.

Les dejo un chistecito. Porque la verdad ya la vida me sabe a chiste...un chiste medio malo.

EL ARMARIO

Una mujer va a comprar un armario, y para que le salga mas económico, lo compra desarmado para armarlo ella en casa. Llega a su casa, lo arma y le queda perfecto, pero en ese momento pasa el Metro (que pasaba por debajo de su casa) y el armario se desarma causando un gran estruendo.

Algo molesta, vuelve a montar el armario, vuelve a pasar el Metro y el armario se vuelve a caer. A la tercera, hecha un histérica, llama a la tienda y desde allá deciden mandarle un técnico maracucho.

Llega el técnico maracucho a la casa, monta el armario y queda perfecto. Pero ve que, en efecto, al pasar el Metro se caen los paneles laterales luego el techo y por ultimo las puertas.

El técnico le dice a la señora:

'Montaré el armario y me meteré adentro, cuando pase el Metro podré ver cual es el problema que hace que se desmolleje.'

Así lo hace, y se mete dentro del armario.

En ese preciso momento se abre la puerta de la casa y aparece el marido:

'Caramba cariño, que armario tan bonito, ¿A ver que tal es?'

Abre las puertas del armario y ve que esta el técnico dentro.

'Y usted, ¿Qué coño hace dentro del armario?'

'Verga... mejor te digo que vine a cojerme a tu mujer, porque si te digo que estoy aquí dentro esperando el Metro, no me lo vais a creer..!!!'

Delito

El delito de los que nos engañan no está en el engaño, sino en que ya no nos dejan soñar que no nos engañarán nunca.

Víctor Ruíz Iriarte...

y un montón de corazones rotos alrededor del mundo...

Vivir su propia leyenda

Texto tomado del libro Como el río que fluye de Paulo Coelho.

Creo que cada página de este libro se lee en unos tres minutos. Pues bien, según las estadísticas, en ese espacio de tiempo morirán 300 personas y nacerán otras 620.

Tal vez yo tarde media hora en escribirla: estoy concentrado en mi ordenador, con los libros a mi lado, ideas en la cabeza y coches que circulan fuera. Todo parece absolutamente normal a mi alrededor; entretanto, durante esos 30 minutos, morirán 3000 personas y 6200 acaban de ver por primera vez la luz del mundo.

¿Dónde estarán esos millares de familias que acaban de llorar la pérdida de alguien o reír con la llegada de un hijo, nieto, hermano?

Paro y medito un poco: tal vez muchas de esas muertes estén llegando al final de una larga y dolorosa enfermedad y ciertas personas se sientan aliviadas con el Ángel que ha ido a buscarlas.

Además, con toda seguridad, centenares de esos niños que acaban de nacer serán abandonados en el próximo minuto y pasarán a la estadística de muerte antes de que yo termine este texto.

¡Qué cosa! Una simple estadística, que he mirado por azar, y de repente estoy sintiendo esas pérdidas y esos encuentros, esas sonrisas y esas lágrimas. ¿Cuántos estarán dejando esta vida solos, en sus cuartos, sin que nadie se dé cuenta de lo que está sucediendo? ¿Cuántos nacerán a escondidas y serán abandonados en la puerta de asilos o conventos?

Medito: yo ya formé parte del a estadística de nacimientos y un día seré incluído en el número de muertos. ¡Qué bien! Yo tengo plena conciencia de que voy a morir. Desde que hice el Camino de Santiago, entendí que - aunque la vida continúe y seamos todos eternos - esta existencia va a acabar algún día.

Las personas piensan muy poco en la muerte. Pasan la vida preocupadas por verdaderos absurdos, aplazan cosas, dejan de lado momentos importantes. No arriesgan, porque piensan que es peligroso. Se quejan mucho, pero se acobardan a la hora de adoptar decisiones. Quieren que todo cambie, pero ellas mismas se niegan a cambiar.

Si pensaran un poco más en la muerte, no dejarían nunca de hacer la llamada de teléfono que deberían hacer. Serían un poco más locas. No tendrían miedo del fin de esta encarnación...porque no se puede temer algo que va a suceder de todos modos.

Los indios dicen :"Hoy es un día tan bueno como cualquier otro para dejar este mundo". Y un brujo comentó en cierta ocasión: "Que la muerte esté siempre sentada a tu lado. Así, cuando necesites hacer cosas importantes, te dará la fuerza y el valor necesarios".

Espero que tú, lector, hayas llegado hasta aquí. Sería una tontería asustarse por el título, porque todos nosotros, tarde o temprano, vamos a morir y sólo quien acepta eso está preparado para la vida.

Prohibido

No sé si ha sido cuestión de musa, o de depresión, o de años, o de obstinación en el trabajo, o de esos momentos donde uno se cuestiona hasta cómo camina. El hecho es que he posteado algunas tonterías porque a veces he querido decir mucho y cuando empiezo termino peor de como estaba...

Hoy me voy a descargar con lo que creo es una REAL Y GRAN PENDEJADA que vivo día a día en mi lugar de trabajo.

La fulana empresa en vez de llamarse ....... debería llamarse Prohibido. ¿Que por qué?. Bueno, aquí una pequeña lista del por qué:

  • Prohibido ir en ropa muy llamativa o colorida (a pesar de que trabajamos con uniforme)
  • Prohibido usar gorras cuando vengas de la calle.
  • Prohibido llevar pescado para comer.
  • Prohibido usar sandalias cuando vengas al trabajo (a pesar de que trabajamos con uniforme)
  • Prohibido que tus amigos o conocidos o familiares se acerquen a saludarte.
  • Prohibido hacer llamadas.
  • Prohibido usar el celular.
  • Prohibido reírse muy duro.
  • Prohibido dejarse el cabello suelto (no basta con la cola de caballo, también tienen que hacernos usar una malla ridícula y anticuada)
  • Prohibido tener el cabello muy largo.
  • Prohibido ser gordit@.
  • Prohibido ser morenit@ o negrit@.
  • Prohibido tener x edad.
  • Prohibido ser duro con tus vendedores si llegan tarde o faltan, pero si tu lo haces eso está... Prohibido.
  • Prohibido ir mucho en zapatos de goma (a pesar de que trabajamos con uniforme)
  • Prohibido negarte a hacer el trabajo que le corresponde a tu jefa. Si ella tiene flojera tu lo harás por ella, ella se llevará la gloria y quedará como eficiente gracias a tu esfuerzo.
  • Prohibido comprar con TU descuento otros días que no sean lunes o viernes (a pesar de que eres jefe también)
  • Prohibido prohibir.

¿Captaron ahora la esencia de mi frustración y ARRECHERA??? (uops, perdón...se me salió el francés)

EL LORO COJO

Un tipo decide un día tener una mascota y se va de compras.

Llega a la tienda de mascotas y de repente ve un loro colgando cabeza abajo desde un palo.

El hombre se queda mirando al ave y dice en voz alta. Vaya,¿qué le habrá pasado a ese loro?".

"Yo nací así", dice el loro. "Soy un loro sin patas".

"Ja, ja", se ríe el hombre. "Me pareció como si este loro hubiera entendido lo que dije y me hubiera contestado".

"Claro que entendí lo que dijiste", dice el loro. "Soy un loro sumamente inteligente y muy culto".

"¿Ah si?", pregunta el hombre. "Entonces, contéstame esto, ¿cómo te cuelgas del palo, si no tienes patas?".

"Bueno, verás", dice el loro, "me da un poco de vergüenza, pero ya que has preguntado, te lo voy a decir: uso mi pene, lo enrollo en el palo como si fuera un gancho.

Lo que pasa es que no puedes verlo, porque lo cubro con mis plumas".

"Increíble", dice el tipo. "Realmente puedes entender lo que dice la gente y contestar, ¿verdad?".

"Claro que sí. Hablo español e inglés.

Puedo conversar sin mayores problemas casi sobre cualquier tema: política, religión, fútbol, química,filosofía... y soy especialmente bueno en ornitología. Deberías comprarme.Soy un excelente compañero".

El hombre mira el precio en la etiqueta: $200 y dice, "ese precio es demasiado para mi"

"Pssssst", le dice el loro, moviendo un ala para que se acerque. "Nadie me quiere porque no tengo patas.

Ofrécele al dueño $20". El hombre ofrece los 20 dólares y sale de la tienda con el loro.

Pasan las semanas y el loro es sensacional. Es gracioso, interesante, un excelente amigo. Entiende todo y hasta da muy buenos consejos. Su dueño está feliz con él.

Un día, el hombre llega de trabajar y el loro lo llama, "psssst", moviendo un ala para que se acerque.

El tipo se pone muy cerca de la jaula."No sé si contarte o no", dice el loro, "pero es acerca de tu mujer y el cartero..."

"!¿Qué?!" dice el hombre.

"Bueno", dice el loro.

"Cuando esta mañana llegó el cartero, tu mujer lo recibió con un beso en la boca, y ella estaba vestida sólo con un bikini y brassiere".

"¿Y después que pasó?" pregunta el hombre.

"Después, el cartero entró en la casa y empezó a acariciarla toda",continúa el loro.

"¡Dios santo!" dice el hombre. "¿Y qué más?"

"Después, le quitó el bikini y también el brassiere. Se arrodilló y empezó a besarla por todas partes, empezando por los senos, lentamente e iba bajando y bajando por el ombligo y seguía y seguía... ".

El loro se queda callado un buen rato...

"¿Y qué pasó? ¿Qué pasó?" dice frenéticamente el hombre.

"No sé", dice el loro,

"SE ME PARO EL GUEVO Y ME CAI DEL PALO..."

Publicidad